…pero tú las superas a todas.

"Muchas mujeres han realizado proezas, pero tú las superas a todas." Proverbios 31:29  (NVI)

Mi abuela materna me enseñó a usar el tiempo y los talentos productivamente. Ella era negociante de ropa y perfumería. Recuerdo que mis hermanas y yo asistíamos a la escuela por las tardes,  pero durante las mañanas me daba una docena de calcetines para que los vendiera. Me decía: "Venda un par en uno veinticinco. A mi me entrega un colón por cada par. Los veinticinco centavos son suyos." Así que gracias a esta oportunidad yo siempre tenia dinero en mis bolsillos y además ella me enseñó a administrar bien el dinero.

Mi madre también me enseñó a esforzarme y a luchar por lo que anhelo, por lo que ha sido una inspiración para mis hermanas y para mi. Ella dejó nuestro país siendo una joven madre para venir a los Estados Unidos, y luchar por lograr el sueño americano. Tanto mis hermanas como yo apreciamos todo el sacrificio que mi madre hizo por amor a nosotros. Ella también ha realizado muchas proezas para el resto de la familia. Que Dios le bendiga y le recompense grandemente por su entrega y compasión para ayudar a los demás.

El libro de proverbios cierra el capitulo 31 con un hermoso acróstico acerca de la mujer ejemplar. Desde el verso 10 hasta el 31 el autor utiliza todas las letras del alfabeto hebreo para escribir un bello poema que exalta el carácter y el trabajo de la mujer, cuyo valor sobrepasa a las piedras preciosas y como esposa es altamente confiable. La describe como una mujer que administra sabiamente el dinero y multiplica los bienes familiares. Es dadivosa y benevolente con su familia al igual que con los necesitados. Irradia fuerza, dignidad y esperanza. Además, habla con sabiduría e instruye con amor. Su fe y confianza en Dios son mas visibles que su belleza física, por lo que esta clase de mujer es digna de ser reconocida y exaltada públicamente.

Sin temor a equivocarme todas nuestras abuelas, madres, hermanas y esposas son siempre dignas de reconocimiento. Todas ellas merecen nuestro aprecio por el amor, bondad, compasión y felicidad que aportan a nuestras familias. !Feliz Mes de las madres!